Connect with us

Mi sensual baño de leche

Confesiones SIN CENSURA

Mi sensual baño de leche

Comenzaré esta confesión diciendo que soy una webcam madurita, llevo dos años en esta carrera y he hecho muchas cosas que me han brindado placer. De hecho, diría que demasiadas para contarlas todas. Sin embargo, esta confesión es algo peculiar.

 Tengo un usuario que me visita regularmente en mis transmisiones, es uno de los más antiguos en ella y siempre le ha atraído el hecho de que haga cosas distintas en cada uno de mis shows.

Una vez me pidió en un privado que fuéramos a la cocina. Ya habíamos tenido algo de acción en cámara y yo estaba suficientemente excitada para hacer lo que me pidiera para complacerle. Estando allí me dijo que lo sorprendiera, quizá una petición que viniendo de él resultaba un nuevo reto que cumplir.

Inmediatamente hice uso de mi imaginación, estaba en marcha a la nevera y decidí tomar una caja de leche que tenía allí dentro. El me miró pensando y dijo “interesante” y fue como si hubiera encendido una llama en mí que avivó la emoción.

Empecé a regar ese líquido por todo mi cuerpo, llegaba a todas partes de él. Sentir ese líquido frío ponía a funcionar mi imaginación. La leche recorría mis senos e iba cayendo en el piso y empapaba mis pies. Sin pensarlo aquella mezcla blanca se había vuelto una de las experiencias más sensuales y excitantes de mi vida. La respuesta de mi tipper no se hizo esperar, se afanó en masturbarse para mí, mientras yo seguía deleitada viendo caer de mi cuerpo aquella leche.

Pronto mi usuario se vino imaginando que era su semen que caía sobre mí, y yo me vine imaginándole, sintiendo en cada parte de mi aquella leche. Ambos quedamos extasiados ¿Además, si Cleopatra se bañaba en leche por qué yo no?

Por favor comparte en tus redes esta confesión para que otr@s se animen a contar la suya también

Invito a todas las modelos webcam a que se confiesen dando clic aquí y, para conocer las confesiones de otr@s clic acá

Angie Dallas

Comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más en Confesiones SIN CENSURA

Arriba
Conversa con Nosotros
Enviar